Hacarí

Gentilicio: Hacaritences

Nombre del/los fundador (es):Isidro Garay

Fecha de fundación: 02 de agosto de 1780

 

 

 

Según el historiador Jorge Meléndez, uno de los más estudiosos de los temas regionales del departamento “la creación del pueblo de La Palma (hoy Hacarí) obedeció a un proceso de desalojo de la población indígena realizado en forma anárquica e individual”.

 

Los indios rebeldes fueron llamados Motilones y tras una lucha sin cuartel quedaron marginados como los del río Zulia.

 

El área desalojada a los indígenas recibió a colonos entusiasmados con el cultivo del cacao en el siglo XVIII, en la segunda parte. Propietarios como simón Jácome recibieron tres caballerías en la parte oriental de río Borra, en la Quebrada Locutama; otros cultivadores o invasores fueron Ignacio Acosta, Juan Álvarez, Diego Álvarez, Gregorio Pantaleón, Juan Bautista Garay, Bartolomé Araque, Pedro Sánchez Osorio e Ignacio Garay.

Los puntos de referencia en las mediciones de tierra fueron, el cerro llamado Mesa Rica y el pueblo de los indígenas de Aspasica y fueron titulados basándose en la legislación de Baldíos dada por real cédula en San Idelfonso el 2 de agosto de 1780.

 

Realizada la penetración del territorio y expulsados definitivamente los ancestrales usufructuarios, faltaba solo la ubicación de la sede religiosa local.

 

Como el número de pobladores no daba para la erección de una parroquia, la salida apropiada era buscar la creación de un pueblo de indígenas.

 

Aquí apareció como líder de los colonizadores el señor Isidro Garay; a quien se le considera como el fundador, hijo de un colonizador salazareño establecido en las cercanías Aratoque.

 

Desde el 15 de marzo de 1788, el Virrey Caballero y Góngora autorizó al oficial Miguel de Ibáñez para financiar “la pacificación de los indios bárbaros Motilones que habitan las montañas del Catatumbo, con independencia del cabildo y de toda otra justicia o tribunal…sujetando a mis órdenes a Isidro Garay y a Ignacio… que se habían dedicado a tan interesante objeto; y aunque efectivamente continuó Isidro, con el esforzado celo que demandaba su encargo, atrayendo al poblado a aquellos infelices procurando instruirlos en asocio del cura doctrinero Fray Juan León Villa…”

 

Los hermanos Isidro e Ignacio Garay lograron “la pacificación de los indígenas “. El apoyo económico por parte del gobierno virreinal debió ser clave para concentrarlos en el pueblo de nuestra señora de Chiquinquirá de La Palma, posteriormente llamado San Miguel de Hacarí.

 

El pueblo de la palma se componía en 1.803 de 97 indígenas (33 varones y 27 hembreas), entre ellos habían 18 matrimonios con 33 hijos (16 varones y 21 hembras) nacidos en cautiverio. Esto indica de un pueblo indígena bastante reducido.

 

El primer párroco fue Fray Juan León Villa. El terremoto de 1875 destruyó la torre de la iglesia que fue reconstruida por el sacerdote Antonio Quintero.

 

De 1876 a 1886, la palma fue elevada a categoría de Cantón, regresando nuevamente en 1887 a ser corregimiento. En 1908 por decisión de la asamblea y de acuerdo a la ley sobre división territorial el pueblo de la palma volvió a adquirir la categoría de municipio en virtud a la ley 5 de 1920. La Ordenanza No. 29 de 1930 le sustituyó el nombre de La Palma por el de Hacarí.

 

El municipio de Hacarí es una región netamente agrícola y ganadera.

Al poseer variedad de climas ofrece una gama alta de productos agrícolas, su producción se ve disminuida como consecuencia de malas prácticas de manejo, uso inadecuado de los suelos, implantación de cultivos en áreas inapropiadas, falta de vías de penetración para sacar los productos, poco o nulo acceso a créditos blandos, zonas de mercadeo cercanas y problemas sociales, que ocasionan el bajo nivel de vida de aquellas zonas donde predominan los cultivos de subsistencia.

Bandera